Método para doblar tubos

Por: Planos y Publicaciones O.R.D.

 

Construcción

Este método ha dado excelentes resultados, principalmente cuando se trabaja con tubos de aleación de aluminio, ya que además de ser sencillo, no se corren riesgos de marcar o dafiar el material.

Conviene recordar que las marcas o estrias pueden ser el principio de una rotura, por lo que hay que tener cuidado de no fisurar la pieza trabajada.

El dispositivo para doblar tubos, tiene como componente principal, una polea de madera dura cuyas dimensiones están en directa relación con el diámetro de los tu­bos que se desée curvar.

La figura siguiente (Dib. 1), ilustra la forma en que la polea está montada sobre el banco de trabajo a tin de lograr un fuerte apoyo.

Para la construcción de la polea, lo más práctico es usar madera dura, torneada de la siguiente manera (Dib. 2).

Si no fuera posible conseguir un torno para hacer este trabajo, igualmente se lo puede realizar cortando discos de madera y luego de encolarlos entre sí, se llegará a la forma deseada con escotina.

Si opta por la última alternativa, coloque una arandela grande o un pedazo de madera en cada cara de la polea para darle mayor resistencia.

El doblado

Coloque un tapón o corcho en un extremo del tubo, llénelo con arena seca, golpée ligeramente el tubo contra el piso para que la arena se compacte y tape el extremo libre con otro corcho.

Comienze a doblar el cafio contra la polea, sin hacer girar el tubo.

Sería bueno tener un dibujo, a tamafio completo, de la curva que se desea lograr.

Piense que es más fácil doblar que enderezar.

¡Suerte!

VOLVER A TALLER